Kápar

*Proyecto finalista en PHOTO IILA - XI edición Premio IILA-FOTOGRAFIA "Igualdad de Género" , Roma. 

*Proyecto finalista con el 2do lugar en la categoría "La fuerza de las mujeres" en el POY LATAM 2019.

*1er lugar en la categoría serie con el proyecto kápar en el Concurso de Fotógrafas Latinoaméricanas organizo por Fotógrafas Latam

* Ganador del Vogue Italia Prize, como parte de los finalistas para  Woman Photographers 2019 para Ph Museum

*1er lugar Concurso Espacio y Tiempo, Upao.

Kápar, según la lengua quechua, significa castrar. Es un término que en los andes del Perú se aplica a los animales más no a las personas, ya que dentro de la cosmovisión andina la fertilidad, tanto en la tierra como en las mujeres, es de suma importancia. Según su cosmovisión, se tiene una relación con la naturaleza de complementariedad y unidad antes que de extracción y explotación. En esa concepción, ellos tienen una forma propia de planificar el nacimiento de sus hijos/as y la composición de sus familias a través de métodos naturales como el uso de hierbas, entre otros.

 

Incluso así, durante el periodo en el cual Alberto Fujimori fue presidente del Perú, entre los años 1990 y 2000, se ejecutó el programa Nacional de Salud Reproductiva y Planificación familiar. Este programa tenía como meta principal reducir la pobreza y estaba dirigido a mujeres de zonas rurales, con altos niveles de pobreza y en su mayoría campesinas. Según constató la Defensoría del Pueblo, fueron 272 028 mujeres las que fueron esterilizadas mediante este programa, de las cuales 2166 afectadas han denunciado haber sido sometidas, mediante engaños o amenazas, a estos métodos de esterilización.  

Este era un programa sistematizado en que los doctores cumplían con cuotas de esterilizaciones y hacían reportes directos al presidente. Dada la urgencia de llegar a las metas, se cometieron muchas negligencias, como por ejemplo carecer de exámenes médicos, y que las mujeres fueran operadas y enviadas de regreso a casa sin ningún tipo de observaciones o cuidados posteriores. Debido a la mala praxis muchas han muerto y otras tienen cáncer de útero o fuertes infecciones en el vientre que les impide trabajar y producir la tierra como antes. "Están reproduciéndoce como conejas", son algunas de las frases que les decían los doctores a las mujeres antes de operarlas. 

 

Las víctimas de esterilizaciones forzadas conviven con fuertes traumas físicos y psicológicos. Muchas de ellas aún presentan las cicatrices después de veinte años. Son mujeres enfermas a las que sus esposos y su comunidad marginan por haber perdido sus facultades reproductivas. Su condición les impide vivir lejos del recuerdo de haber sido forzadas, engañadas y maltratadas. «No puedes morir, tampoco puedes sanar», son algunos de sus testimonios

ENGLISH VERSION

 

Kápar, according to the Quechua language, means to castrate. It is a word that in the Peruvian Andes is applied to animals but not to people, because in the andean cosmovision the fertility, both on land and in women, is of utmost importance.
 

Even so, when Alberto Fujimori was president of Peru, between 1990 and 2000, the National Program of Reproductive Health and Family Planning was executed. The main goal of this program was to reduce poverty and it was aimed at rural women with high levels of poverty that were mostly peasants. According to the Ombudsman's Office, 272 028 women were sterilized through this program, of which 2166 that were affected reported having been subjected, through deception or threats, to these methods of sterilization.

 

This was a systematized program in which the doctors complied with sterilization fees and made direct reports to the president. Given the urgency of reaching the goals, a high level of negligence was committed. Due to malpractice many have died and others have cancer of the uterus or strong infections in the womb that prevents them from working and producing the earth as before. «You can not die, you can not heal», are some of their testimonies.

 

These women coexist with strong physical and psychological traumas. Their husbands and community marginalize them because they have lost their reproductive faculties. Those are the reasons why my photographic project seeks to narrate visually, through analogies between the earth and the wounds, the physical and, above all, psychological consequences of the victims of forced sterilization.

Publicaciones: 

https://saludconlupa.com/la-vida-de-nosotras/memoria-herida/?fbclid=IwAR35GGukY63KkmgPUpI1pznc8OdWe_nH0MG1HK6E042ofZb0J3yXAgDn0yI

VER VERSIÓN MULTIMEDIA DEL PROYECTO: